Portada El champagne, una bebida para ser disfrutada en verano y septiembre.
LifeStyle

El champagne, una bebida para ser disfrutada en verano y septiembre.

Estamos en la segunda época del año en la que más champagne se consume; al tratarse de una bebida con una graduación alcohólica baja, es ideal para disfrutar en cualquier momento, aperitivo o afterwork, y es, además, especialmente agradable en estos meses por su frescura y sutileza. Y es que, aunque algunas personas relacionan este vino francés sólo con momentos de celebración, para otros es una bebida placentera integrada en su rutina gastronómica todo el año. Gracias a todos ellos, bebedores ocasionales y habituales, se embotellaron más de 306 millones de botellas en La Champagne francesa, de las cuales un 48% fueron exportadas a 190 países, entre los que España ocupa el noveno puesto.

La visita a los más de 28 kilómetros de bodegas del grupo Moët & Chandon, en la prestigiosa Avenue de Champagne(la milla de oro del ‘champagne’ francés en Epernay), son toda una lección sobre el proceso de elaboración de este espumoso francés. Ofrecen catas y visitas guiadas.

 

Si el verano es un momento perfecto para descorchar este espirituoso, los meses posteriores lo son para conocer un poco más de suregión que aunque se conozca popularmente como La Champagne, oficialmente está integrado por cinco departamentos: La Marne, Aube, Aisne, Haute-Marne y Seine et Marne.

El Château D’Etoges pertenece a la exquisita colección Châteaux & Hôtels de Francia.

 

Entre mediados de septiembre y octubre podemos vivir la vendimia recorriendo sus grandes valles, viñedos, maisons y cavas, que fueron declarados, en conjunto, Patrimonio de la Humanidad en 2015. Pero es que, además, el patrimonio cultural y artístico es sobresaliente, siendo Reims, y su catedral, la joya de esta ruta sublime. Pero todavía hay más: iglesias, castillos o ciudades medievales como Troyes, que aún conservan sus fachadas con entramado de madera y fortalezas. O su patrimonio natural: 10.000 hectáreas de lagos y embalses o ríos navegables para disfrutar de un crucero fluvial, una de las principales atracciones de esta zona.

Ruta para vivir La Champagne

Bodegas

Con 340 bodegas registradas en 2016, se hace difícil elegir, pero las legendarias que no debería dejar de visitar, al menos una de ellas, son:Moët & Chandon: La sede del champagne más vendido del mundo se encuentra en la prestigiosa Avenue de Champagne, la milla de oro del champagne francés en Epernay. Sus más de 28 kilómetros de bodegas del grupo (que también produce Dom Perignon) ofrecerán al visitante la maravillosa oportunidad de conocer el proceso de elaboración del champagne con sus visitas guiadas y las catas personalizadas Veuve Clicquot: El lujo tiene muchas expresiones, y la más moderna y contemporánea se encuentra en esta firma altamente comprometida con el arte y el mundo del diseño. La visita a sus cavas en Reims permitirán al visitante convertirse en la narizde la maison por un rato. Mumm:En las centenarias canteras de creta del subsuelo de Reims se esconde un pequeño pero maravilloso museo donde descubrir cómo ha evolucionado la producción de esta bebida a lo largo de los años. Tienen visita guiada en español.
Ruinart: Visitar sus bodegas de Reims es vivir un trocito de historia, porque es la primera Maison de champagne de la historia. Fundada en 1729 sus paredes derrochan exclusividad y elegancia con lámparas e incluso las puertas elaboradas con piel deuva. Pero sin duda lo más espectacular de este conjunto son las galerías conocidas como ‘crayeres’, antiguas minas de caliza excavadas a 70 metros de profundidad que son un privilegiado espacio de conservación geotérmica.

Châteaux y hoteles donde dormir

La Briqueterie: En Vinay-en-Champagne, cerca de Epernay. Les Crayères: Situado en el corazón de Reims, discretamente escondido de la ciudad por 7 hectáreas de vegetación. L’Assiette Champenoise: En Tinqueux, clásico por fuera y moderno por dentro y con un restaurante con distinción Michelin. Le Clos des Terres Soudées: un ‘bed bed & breakfast’ muy cerca de Reims en una casa de viticultores. Le Château d’Etoges: un auténtico castillo con un fantástico parque en Etoges. Le Château de Rilly: lujo y tradición en una antigua maison de champagne a las afueras de Reims.

Restaurantes de la zona con estrellas Michelin

. L’Assiete Champenoise (Tinqueux)
. Le Parc Les Crayères (Reims)
. Le Millénaire (Reims)
. Le Grand Cerf (Montchenot)
. Le Foch (Reims)
. La Briqueterie (Vinay)
. Les Berceaux (Epernay)
. Racine (Reims)

Mercedes-Benz