Portada » Coctelería para ellos: Los tragos más sofisticados
LifeStyle Living

Coctelería para ellos: Los tragos más sofisticados

tragos mas sofisticados

cocteleria

 

El arte de la coctelería busca siempre la combinación perfecta entre elegancia, aroma y sabor. Aunque hoy en día los bartenders persiguen la creación de cócteles novedosos y originales, son muchos los que prefieren tragos más sofisticados. De hecho, la mayoría de los cócteles más selectos han sido bebida fetiche de personalidades del mundo de la cultura y de personajes de ficción. Desde la Revista Zero te descubrimos cuáles son los cócteles clásicos que todo hombre desea beber en una elegante barra de bar.

 

Gimlet

Es el cóctel de la novela negra por excelencia. ¿Sabes por qué? Porque era el trago preferido de Philip Marlowe, el protagonista de la novela El Sueño Eterno (Raymond Chandler). Quizás te haces a la idea de lo elegante y sofisticada que es esta bebida cuando sepas que fue Humphrey quien dio vida a este personaje en el cine. ¿Verdad que ahora recuerdas la manera tan peculiar que tenía de sujetar la copa? Este cóctel consta de 2/3 de ginebra y 1/3 de jarabe de lima, aunque hay quienes prefieren sustituir la ginebra por vodka.

Gin Fizz

Para los amantes del jazz el Gin Fizz es uno de los tragos más sofisticados. Creado a finales del siglo XIX, fue el cóctel favorito del Premio Nobel, Tennesse Williams, y del político de Luisiana, Hughey Long. De hecho, éste último se llevo a su bartender favorito hasta Washington DC y a Nueva York para que enseñara al resto a hacer bien esta bebida: Ginebra, nata, lima, limón y jarabe dulce.

Old Fashioned

El Old Fashioned simplemente recuerda a uno de los personajes masculinos más exquisitos de la historia de la televisión: Don Draper (Mad Men). Si alguna vez has visto a Jon Hamm en pantalla, sentirás que este hombre ha nacido para realizar ese sofisticado movimiento cuando bebía un trago y después posaba la copa. La receta es muy simple: bourbon o whisky de centeno, un terrón de azúcar, Angostura (zumo de lima), un golpe de agua carbonatada (soda) y la característica rodaja de naranja.

Gin Rickey

Sin duda un clásico de la coctelería. En su origen se utilizaba bourbon, pero en la época de la Ley Seca en EEUU se sustituyó este destilado por ginebra. El escritor F. Scott Fitzgerald era  un apasionado de este trago. De hecho la incluyó en una de las escenas más importantes de su célebre novela El Gran Gatsby. ¿Cómo no va a ser elegante y sofisticada la bebida preferida de un triunfador, enigmático y soñador como Jay Gatsby?

 

Seguro que no será la última vez que hablemos en Revista Zero de coctelería. Sigue de cerca nuestro blog porque estaremos atentos a las novedades que nos traen los bartenders más creativos.