Portada » Un estudio demuestra que cuanto más se emborrachan los heteros, más homosexuales se vuelven
Hombres

Un estudio demuestra que cuanto más se emborrachan los heteros, más homosexuales se vuelven

Sales un fin de semana con tu grupo de amigos, empezáis a beber y llega un momento en el que pierdes la cuenta de las copas que han caído. Sin embargo, esto no es un problema ya que estás en la fase de exaltación de la amistad. Lo peor llega después, cuando encuentras a otras personas más atractivas de lo que las verías de estar sobrio. En ese estado te da igual un ocho que un ochenta, aunque al día siguiente te arrepientas entre la resaca y las lagunas provocadas por el alcohol.

Esta realidad ahora da un nuevo giro de tuerca gracias a un estudio científico publicado por el Journal of Social Psychology el cual demuestra que los heterosexuales no existen. Al menos en estado de embriaguez. La situación anteriormente descrita no solo provocaría que acabemos en la cama con un orco del mismísimo Mordor, sino que lo hiciésemos con alguien de nuestro mismo sexo.

Aunque no hacia falta que nadie nos confirmara una realidad ampliamente conocida por el colectivo homosexual, no está de más contar con el respaldo de la ciencia. Para llevar a cabo el estudio, un grupo de investigadores realizaron varias encuestas a 83 adultos heterosexuales que estaban de bares en una ciudad indeterminada del medio oeste americano. Tras especificar cuánto habían bebido, a los participantes se les mostró un vídeo de unos cuarenta segundos de un hombre o una mujer atractivos bebiendo en un bar. Debían valorar entonces cómo de dispuestos estaban a realizar según qué actos con esa persona, desde invitarle a una copa hasta a mantener relaciones sexuales.

Sin ser una sorpresa para nadie, lo primero que el estudio demostró es que a los hombres no les hacen falta demasiadas copas para mostrar interés por la mujer e incloso llevársela a la cama. En el caso de las féminas, estando sobrias expresaron poco interés sexual en el hombre. Así, se extrae que los hombres están más abiertos a practicar sexo con deconocidos que las mujeres.

Lo interesante llegó cuando las copas aumentaron. Cuanto más bebían los participantes varones en el estudio, más interés mostraban hacia el chico del vídeo llegando incluso al plano sexual. Respecto a las mujeres, si estando sobrias mostraron un interés nulo hacia el hombre, según avanzaba su estado de embriaguez el interés aumentó tanto en sexo opuesto como en el propio.

¿Por qué el alchol nos hace explorar nuestra sexualidad?

¿A qué se debe que estando borrachos nos soltemos tanto hasta llegar a acostarnos con alguien de nuestro mismo sexo?  Es probable que tenga algo que ver con el hecho de que el alcohol reduce nuestras ansiedades e inhibiciones en general, lo que nos lleva explorar cosas de de otro modo no hariamos ya que cuando estamos borrachos, dejamos de preocuparnos por lo que se supone que debemos hacer.

La sexualidad sigue siendo un tema tabú en nuestra sociedad, pero el alcohol ayuda a saltar esa barrera. Bajo la heteronomatividad puede haber una realidad bisexual e incluso homosexual que debido a la presión social muchas personas ocultan pero que en estado de embriaguez acaba aflorando.

Existe un estigma asociado a la bisexualidad masculina, por lo que estos deseos hacia el  mismo sexo permanecen ocultos la mayor parte del tiempo. Por supuesto, también hay interés entre mujeres del mismo sexo, de hecho, la investigación sugiere que la fluidez sexual es aún más común en las mujeres de lo que es en los hombres. Pero mientras que los hombres están presionados para ocultar los deseos hacia el mismo sexo, las mujeres están bajo presión para ocultar todos los deseos sexuales. Este doble estándar nos ayuda a entender por qué las mujeres sobrias no reportaron mucho interés sexual en nadie.