Portada GAY REPRIMIDO
Actualidad

GAY REPRIMIDO

Hola, perdonad en primer lugar que abra un debate que, seguro, ya se ha abierto aquí en numerosas ocasiones, pero soy nuevo y me gustaría contar con toda la información posible.
Básicamente, no sé lo que soy. Si un gay reprimido o alguien que sufre el TOCH.
Quiero saber si un gay reprimido sabe en todo momento que lo es y aún así lucha por llevar una vida hetero, o puede que no lo sepa hasta que un día aflora su verdadera naturaleza.
Yo he padecido durante años hipocondria, ansiedad, complejos inseguridades hasta que con 23 me apareció este miedo (tengo 25) y me pregunto si todos esos síntomas no eran mecanismos de defensa con los que ocultar mi homosexualidad. Lo digo porque con 21 años me diagnosticaron neurosis angustiosa y buscando en Internet me encuentro que las causas de las neurosis son pulsiones sexuales reprimidas. Además, vengo de consultar otros foros y me siento identificado con muchos de los síntomas de los homosexuales reprimidos (bien es cierto que también todos o casi todos los síntomas que tenéis vosotros, los que sufrís TOCH)
Como a todos aquí, siempre me han gustado mucho las chicas (muchisimo) y me he masturbado mucho (muchísimo) pensando en ellas, todavía lo sigo haciendo, aunque de un tiempo a esta parte he perdido ímpetu y vigor. También me he enamorado hasta perder la cabeza en tres ocasiones por tres chicas distintas.
Tengo que decir que mi relación con ellas ha sido siempre muy mala. De hecho, soy prácticamente virgen porque, aunque he estado con muchas, casi nunca he conseguido tener relaciones sexuales con ellas. Al principio era lo típico, cuando las besaba y tocaba me excitaba mucho, me masturban o me hacía felaciones sin problemas, hasta que legaba la hora de la penetración, que era imposible. Pero de unos años a esta parte no siento lo mismo, ya no me excito tanto cuando las beso y toco y por supuesto cuando lo vamos a hacer no hay manera.
Desde que esto empezó, me he sentido excitado por hombres en alguna ocasión pero una excitación extraña, acompañada de muchísimo miedo y ansiedad, puro pánico. Y nunca en mi vida me he masturbado viendo porno gay, o fotos de hombres o recreando escenas homosexuales. Sin embargo, siento que podría hacerlo perfectamente, igual que tener sexo con otro hombre (aunque me llene de angustia la idea, que no de asco).
Este pensamiento (el de ser gay) lo tuve durante unos días (aunque no tan fuerte) cuando tenía 14 o 15 años porque me preocupó que me pudiera gustar un chico con el que me llevaba muy bien y que con el tiempo resultó ser gay. Pero esto fue cosa de dias. Por aquella época además era un loco con las mujeres y estaba todo el día masturbándome y pensando en ellas, aunque luego en la vida real me pusiera muy nerviosos y no hiciese nada. A los 12 años tuvo mi experiencia más homo: me estaba masturbando con mi vecino de diez año (cada uno la suya) y en un momento dado me subí sobre su espalda y froté mi cuerpo contra el suyo, pero no hubo ni penetración ni tocamientos. Yo le preguntaba, riéndome, “cuando quieras que pare di ‘ya’ y paro”, y él, muy nervioso decía “ya” pero yo no paraba. La cosa no duró más de 2 minutos y ni me preocupé. Sin embargo cuando empecé a ir al psicólogo por mi problema con las chicas ese recuerdo empezó a martillearme la cabeza y me daba miedo decírselo al psicólogo. Me fui obsesionando hasta que se lo conté y él no le dio importancia. Luego durante una de sus sesiones interpreté mal sus palabras y pensé que mi verdadero problema era que era gay. Me cayó como una cascada. Me maree, hiperventilé, me dieron taquicardias y me descompuse. Y desde entonces estoy fatal (aunque me vida siempre ha sido una mierda, llena de obsesiones, pensamientos nefastos, angustia e hipocondria. Mi psicólogo me decía que mi miedo a las mujeres y a fracasar con ellas es tanto que por eso me puse a pensar que soy gay. Pero yo volvía todas las semanas con lo mismo, hasta que me decía que no era, sentía mucho alivio pero a los dos día volvía a estar igual y la siguiente consulta empezaba con lo mismo. Al final me asusté cuando me dijo que empezaba a pensar que de verdad podría ser gay.
Tengo que decir, además, que me siento incapaz de estar con un chica, tener una relación normal, excitarme con ella cuando esté en la cama. Hasta el punto de que con la última chica de la que me enamoré (como un loco) tuve un problema de erección la primera noche que nos conocimos y luego ya no me atreví a estar más con ella, pese a que ella estaba enamorada de mí. Fue horrible, la queria con locura, ella me quería a mí, y no hice nada porque estaba seguro de que iba a fracasar de nuevo
Así que lo que quiero saber es si un gay reprimido puede vivir sin saber que lo es, como un heterosexual, es decir, excitándose con mujeres (aunque luego falle con ellas), hasta que descubre sus verdaderos sentimientos porque todos los síntomas de angustia que yo he tenido y tengo, así como fantasías que recreo en mi cabeza en las que soy mejor en todo, mi narcisismo y mi egolatría son síntomas de homosexuales reprimidos, según he leido

Muchas gracias

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges

Márcio Borges