Portada Hombre trans es obligado a mostrar sus genitales tras ser acusado de robo
Actualidad

Hombre trans es obligado a mostrar sus genitales tras ser acusado de robo

Un hombre transgénero que vive en Nueva Jersey presentó una denuncia en contra de una tienda de alimentos luego de que un empleado de seguridad lo obligara a mostrarle sus genitales a una empleada de la tienda tras sospechar que estaba robando.

El incidente sucedió en una sucursal de Food Fair, en donde el hombre se encontraba comprando algunos productos; cuando se disponía a abandonar la tienda, el guardia de seguridad lo interceptó en la entrada del establecimiento y le dijo que lo sometería a una revisión, pues al ver sus pantalones vio un bulto que consideró “sospechoso”.

Luego de que el policía le hiciera saber sus sospechas, el hombre le explicó que era una persona transgénero y que el bulto que notaba debajo de sus pantalones era una prótesis de pene. Sin embargo, el elemento de seguridad no tomó en cuenta sus palabras y lo sometió a una revisión.

“Necesito ver lo que hay en tus pantalones”, le dijo el guardia, a la vez que llamaba a una guardia mujer para que realizara la inspección, como la mujer tardaba en llegar, el policía solicitó a una cajera de la tienda que hiciera la revisión.

Tras la inspección, el hombre tuvo que mostrar el pene prostético y su vagina, según informa la demanda. Al terminar el procesó, el hombre trans salió del baño llorando y el guardia de seguridad lo alcanzó para pedirle una disculpa.

“Él no robó nada. Él no tocó nada de la tienda. Mi entendimiento es que el oficial vio algo en sus pantalones, algo que era prostético, y pensó que había sacado algo d la tienda y que lo estaba ocultando”, señaló Thomas A. McKinney, abogado que lleva el caso,

El defensor legal del hombre trans asegura que el incidente generó en su cliente “sufrimiento emocional, dolor y otras dolencias”. Por su parte, el hombre indicó que se sintió humillado, intimidado y maltratado.

La demanda alega que el hombre transgénero fue privado de su libertad y que los empleados de la tienda violaron las leyes en contra de la discriminación de Nueva Jersey fueron violadas.