Portada Todo lo que no debes hacer en la ducha
Actualidad

Todo lo que no debes hacer en la ducha

Los errores más comunes que cometemos mientras nos duchamos

 

Ducharse es una de las prácticas más comunes de nuestra cotidianidad, pero seguramente cometemos algunos errores que hacen que ducharse tenga algunas “fallas”. Es por eso que hemos realizado un listado con los errores más comunes que cometemos mientras nos duchamos.

5 minutos la “ducha perfecta”

El tiempo que pasamos en la ducha es importante por muchos factores, ya sean físicos, ecológicos y económicos. La Organización Mundial de la Salud (OMS) estableció que la “ducha perfecta” no excede los 5 minutos de duración y que se estima un gasto de 95 litros de agua.

Altas temperatura

Una ducha con agua caliente seguramente es más placentera, pero no debemos exagerar con la temperatura. Una ducha se debe tomar con agua templada, es decir en unos 30 grados, 24 grados es agua fresca y ya 38 grados es caliente. Los dermatólogos han determinado que el agua caliente reseca la dermis.

Olvidar la toalla o secador

Aunque suene obvio, olvidar la toalla es el error más común que se comete en la ducha. Antes de abrir la llave de la ducha asegúrese que tiene la toalla a mano, así como su jabón y champú.

Abusar del jabón

Enjabonarse es una de los rituales de la ducha, pero debe saber que el excesivo jabón elimina el manto ácido de la piel que sirve como una capa hidrolipídica protectora. Se recomienda jabones “syndets” o simplemente no abusar del jabón.

Más de una vez al día

Se recomienda una ducha al día, pero algunos ya sea por el calor, por ejercicios o gimnasio se duchan más de una vez al día. Esto tampoco es bueno, si es inevitable trata de que su segunda ducha no sea con geles ni jabones.

Productos con mucho perfume

Hoy existen una gran de productos perfumados para la ducha, pero no todos son buenos, sobre todo para las pieles sensibles, las que pueden sufrir de alergias o dermatitis. Evite estos productos cosméticos en la medida de lo posible.

Enjuagarse mal

Otro de los errores más comunes que cometemos en la ducha, los restos de gel y jabón en la piel pueden causar dermatitis. Así que tenga cuidado y asegúrese que se ha enjuagado bien.

Sobredosificación de productos

Más champú no va a limpiar más nuestro cabello, lo mismo con los acondicionadores y productos similares. Trate de utilizar dosis exactas y no exagerar con los productos de la ducha (champús, acondicionadores, geles, suavizantes etc.).

No olvide las uñas

Quizás las uñas son las más olvidadas en la ducha. Ponga en la ducha su cepillo de uñas y no olvide limpiarlas al momento que se duche, es el lugar perfecto para hacerlo.

Limpiar los utensilios de ducha

Cepillos y esponjas para la espalda, cepillos de uñas etc. Recuerde que la ducha es un lugar húmedo, hogar perfecto para bacterias. Limpie regularmente sus utensilios de ducha, su piel se lo agradecerá.